Artritis: Remedios, Medicina Natural y Recetas

La GOTA: Qué es, Causas, Síntomas, Tratamiento

Artritis Reumatoide   16/02/2019
La GOTA: Qué es, Causas, Síntomas, Tratamiento
RESUMEN

Si últimamente el dolor y la inflamación de tus pies te han impedido caminar, una de las causas puede ser la presencia de gota.

Conoce en el artículo a quienes afecta la gota, como se detecta y cuales son las etapas de la gota. Entérate qué es la gota, cuáles son sus causas, síntomas, complicaciones y tratamiento natural.

Si llevas una alimentación desequilibrada, rica en grasas, sodio y proteínas tienes un alto riesgo de sufrir de gota, conoce por que en el siguiente artículo.

1. ¿Qué es la Gota?

La gota es una forma de artritis la cual se manifiesta como una inflamación articular dolorosa llamada “monoartritis aguda”.

La cual principalmente ataca articulaciones grandes como el dedo gordo del pie al hincharse, lo que se conoce como “ataques de podagra”.

Pero también se puede manifestar en otras articulaciones como el talón, la rodilla, el pie, la muñeca, el empeine, el codo, la mano y los dedos, por otro lado no es usual que la gota afecte los hombros, columna y caderas.

Esta enfermedad cuando se presenta en una articulación no se extiende hacia otra. (1)

2. ¿Cuáles son las causas de la Gota?

A diferencia de otros tipos de artritis la gota es un tipo A diferencia de otros tipos de artritis la gota es una enfermedad metabólica que se produce por la acumulación de cristales de ácido úrico (urato monosódico) en la articulación, causando la inflamación y el intenso dolor (2).

El ácido úrico acumulado es el producto de la metabolización de purinas, las cuales se encuentran en alimentos como carnes, vísceras y mariscos. A su vez el ácido úrico se incrementa por el consumo de bebidas alcohólicas, especialmente la cerveza y bebidas azucaradas como las gaseosas, jugos embotellados o de caja.

La vía normal del ácido úrico es disolverse en sangre para luego pasar a través de los riñones a la orina, pero en ocasiones de exceso este ácido se retiene en el cuerpo no pudiendo ser excretado por la orina.

La acumulación de este ácido úrico puede acumularse, formando cristales de urato afilados en forma de aguja en una articulación o tejido circundante que causa dolor, inflamación e hinchazón.

3. ¿A Quiénes afecta la Gota?

Las personas que son más propensas a desarrollar gota son aquellas que tienen altos niveles de ácido úrico en el organismo, y esto se puede deber a diversos factores como:

  • El consumo de una dieta rica en carnes sobre todo rojas, los mariscos, las vísceras, la comida chatarra, las bebidas alcohólicas y azucaradas elevan los niveles de ácido úrico.

  • Personas con sobrepeso y obesidad ya que sus organismos producen más ácido úrico, causando dificultades a sus riñones para eliminarlo.

  • Enfermedades relacionadas al desarrollo de gota, como la hipertensión arterial no tratada, la diabetes crónica, hipotiroidismo, el síndrome metabólico, enfermedades cardíacas y renales.

  • El consumo regular de medicamentos diuréticos tiazídicos usados para la hipertensión, las dosis bajas de aspirina y los medicamentos para personas con trasplante de órganos.

  • Antecedentes familiares de gota.

  • Varones que inician la enfermedad entre los 30 y 50 años.

  • Mujeres postmenopáusicas, donde sus niveles de ácido úrico suelen elevarse. 

  • El sufrir una cirugía sorpresiva o un trauma puede condicionar a que la persona desarrolle la enfermedad.

(2)

4. ¿Cuáles son los síntomas generales de la Gota?

La Gota es una enfermedad que se desarrolla de manera progresiva, a continuación describiremos los síntomas más comunes :

  • Inflamación articular, esta es una enfermedad en la cual la articulación pasa en pocas horas de estar asintomática a inflamarse intensamente, generalmente dentro de las primeras cuatro a 12 horas después que comienza.

  • Esta inflamación trae consigo hinchazón debido principalmente a que la cavidad articular se llena de líquido sinovial produciendo un derrame.

  • La superficie externa de la articulación puede presentarse enrojecida, caliente y sensible al tacto

  • El dolor causado por la inflamación puede provocar dificultad en la funcionalidad de la extremidad.  

  • Ataques de gota, los cuales inician espaciados y luego se vuelven cada vez más frecuentes, en donde la inflamación de las articulaciones es altamente dolorosa.

Estos ataques no tienen un desencadenante específico, pero existen aspectos como la presencia de otra enfermedad articular, operaciones quirúrgicas, consumo de alcohol que pueden desencadenar el dolor.

  • Presencia de “tofos” en codos o rodillas que es la acumulación de cristales de ácido úrico puros. Estos son de color blanco y de consistencia dura que se aprecian, en algunos casos puede abrirse fístulas.

  • Inmovilidad de las articulaciones conforme la enfermedad progrese.

(1) (2)

5. ¿Cuáles son las complicaciones de la Gota?

complicaciones-gota

Las personas con gota pueden desarrollar condiciones más severas, como:

  • Cálculos renales: ya que los cristales de urato pueden acumularse en el tracto urinario de personas con esta enfermedad y causar cálculos renales.

  • Daño irreversible en las articulaciones: personas que no tratan a tiempo esta enfermedad puede causar erosión y destrucción de las articulaciones comprometidas.

  • Formación de tofos: nódulos que se forman por la acumulación de ácido úrico en los tejidos blandos, especialmente alrededor de las articulaciones.

(2) 

6. ¿Cómo se detecta la Gota?

La gota es una enfermedad difícil de diagnosticar por la similaridad con los síntomas de otras afecciones como son la artritis psoriásica, espondiloartropatías o artritis reumatoide, artrosis y a problemas en las articulaciones como la bursitis, eritema nodoso o infecciones de tejido subcutáneo (celulitis).

Dentro de las pruebas que pueden realizarse para diagnosticar esta enfermedad tenemos:

  • Prueba de fluidos en las articulaciones, en la cual se extrae líquido de la articulación afectada o de los nódulos que se forman llamados “tofos” con la ayuda de una aguja, con el fin de examinar la presencia de cristales de urato.

A su vez esta prueba ayuda descartar la presencia de infecciones e inflamaciones en las articulaciones por la presencia de bacterias. Esta es una las pruebas más precisas para identificar esta enfermedad.

  • Análisis de sangre: con el fin de medir los niveles de ácido úrico, aunque este examen no es definitivo ya que muchas personas a pesar de tener los niveles elevados de ácido úrico no desarrollan la enfermedad.

  • Ecografías o Tomografías computarizadas: ya que permiten buscar la presencia de cristales de urato alrededor de las articulaciones o dentro de los nódulos que se forman(2).

A su vez es importante observar la historia clínica del paciente como:

  • Ataques de inflamación repetidos en la articulación de la base del dedo gordo del pié.

  • Niveles elevados de ácido úrico en sangre.

7. Etapas de la Gota

La gota evoluciona en una serie de etapas o tipos desarrollados a continuación:

7.1. Hiperuricemia asintomática

  • Niveles elevados de ácido úrico sin la presencia de síntomas externos.

  • En esta etapa no es necesario un tratamiento.

  • El daño en las articulaciones por la acumulación de cristales de urato es leve

7.2. Gota aguda

  • La acumulación de cristales de urato causan inflamación aguda y dolor intenso.

  • Este ataque repentino se conoce como "brote" y desaparecerá entre 3 a 10 días.

7.3. Intervalo o gota intercrítica

  • Se presenta como intervalo entre los ataques de gota aguda.

  • Durante este periodo que puede durar entre meses a años, se depositan más cristales de urato en el tejido.

7.4. Gota tofácea crónica

  • Es el tipo de gota más debilitante.

  • Puede causar daño permanente en las articulaciones y riñones.

  • El paciente puede sufrir de artritis crónica y desarrollar nódulos en áreas más frías del cuerpo como son las articulaciones de los dedos.

7.5. Pseudogota

  • Los síntomas de la pseudogota son muy similares a los de la gota, siendo la principal diferencia es que en la pseudogota las articulaciones se irritan a través de la acumulación cristales de fosfato de calcio en vez de urato.(3) 

8. Tratamiento Natural para la Gota

Según un estudio realizado en Massachusetts General Hospital, un consumo elevado de carne y mariscos se asocia con un mayor riesgo de gota. Esto se debe al alto contenido de proteínas presentes en las carnes.

Años atrás se consideraba que las verduras, ricas en sustancias denominadas purinas, aumentaban el ácido úrico. Hoy se conoce que las verduras con purinas son adecuadas para el consumo de personas con gota. (4)

De acuerdo a National Taiwan Normal University, los cambios en el estilo de vida, como la pérdida de peso, la restricción de proteínas y calorías, la limitación de alcohol y diuréticos previenen y tratan la gota.

Los vegetales y frutas se asocian con un menor riesgo de gota, por su elevado contenido en vitamina C, ácido fólico estos nutrientes eliminan el exceso de ácido úrico.

Por ejemplo, la fibra tiene efectos beneficiosos al mejorar el tránsito intestinal y se une al ácido úrico para excretarlo, de este modo reduce el ácido úrico.

Estos alimentos además colaboran en el control de la obesidad, la presión arterial, la circunferencia de cintura, principales factores de riesgo cardiovascular.

Nuevas Evas te ofrece una alimentación especializada para sanar la gota, al reducir tus valores de ácido úrico, tratando de este modo la gota y evitando su reaparición.

Una alimentación con alta capacidad de curación ataca las enfermedades que originan la gota desde raíz, elimina alimentos que incrementan tu ácido úrico y producen inflamación y controla el dolor de tus articulaciones.

La gota es un tipo de artritis que fácilmente puede ser revertida a través de nuestro tratamiento natural. (5)

¿La Artritis Reumatoide Tiene Cura? Sí
Comentarios